domingo, 25 de octubre de 2015

El rey Lear, William Shakespeare (libro)

¡Hola! Nuevo libro en el blog.
Título: El rey Lear
Título original: King Lear
Autor/a: William Shakespeare
Otros libros del autor/a: Romeo y Julieta, Hamlet
Páginas: 110
Formato original: teatro
Adaptaciones: varias películas

Te gustará si: te gusta leer teatro, tienes ganas de leer a Shakespeare y has probado con el autor y no te da miedo el leer algo de él.
Ni lo intentes si: no eres muy fan del teatro, no te gustan mucho el drama, buscas algo ligero (aunque el teatro se lee en nada, hay cierta gravedad en los dramas de Shakespeare que hace que todo sea solemne)

Sinopsis
Una de las tragedias mas ambiciosas de la dramaturgia de Shakespeare y del teatro universal."El rey Lear "se basa en un cuento popular que aparece incorporado a la historia antigua de Inglaterra desde el siglo XII. Cuentan las crónicas que el viejo Lear quiso conocer el grado de afecto de sus tres hijas para designar sucesora a quien mas le quisiera. Dos se deshicieron en halagos y la menor le contesto que le quería como padre y nada mas. Le pareció poco al rey, que la castigo. El tiempo vendría a demostrar mas tarde que era la única digna del trono que, por fin, tras una guerra con las hermanas, consiguió. Shakespeare amplia la trama e infunde a la historia una visión muy personal. Lo que en definitiva presenta es una experiencia extrema de dolor, locura y destrucción expresada crudamente y sin reservas (fragmento de la sinopsis de una edición de Espasa)

Opinión
Me siento estúpida haciendo una reseña de Shakespeare. Y sí, digo reseña porque lo que yo escribo se acerca más al concepto de recomendación o opinión que al de análisis profundo que sería la crítica. En cualquier caso escribir sobre obras como estas que parece que todo el mundo ha dicho de todo y que tienen un nombre como el de Shakespeare (que casi parece una sombra oscura e imbatible, dejadme con mis estupideces) da miedo. En cualquier caso, como digo, no esperáis ningún comentario de interés sobre la obra. Con Shakespeare he tenido ya algunos contactos previos con obras como Hamlet y Romeo y Julieta y aunque me da la sensación que me gustaría releerlas dentro de unos años pero creo que El rey Lear me ha gustado más que las anteriores. No preguntéis porque, intentaré explicar lo que me ha gustado si me vienen las palabras.

Quizás lo que más me ha gustado de la obra es como está impregnada de decisiones fallidas pero a la vez de amor familiar verdadero. No sé, pero la manera en que ciertos familiares, que de verdad se quieren, se separan para darse cuenta finalmente, demasiado tarde, de haber escogido confiar en las apariencias lleva a momentos enternecedores de verdad. A esto hay que añadirle todo el juego increíble de apariencias y honestidad además de la locura y la cordura. En esto último quizás vuelva un poco a Hamlet, a ese personaje que se hace pasar por loco pero que tiene algo de cordura en sus palabras, pero en el Rey Lear me he sentido más cercana a esa locura de sobre todo Lear que se ve sin nada. Y es que realmente aunque venga de una mala decisión todas las consecuencias que acarrea son suficientes para enternecer o por lo menos entender la locura de Lear. Lo cierto es que entre todos estos fingimientos y verdades en medio de relaciones familiares un tanto complicadas he acabado por meterme de lleno en los sentimientos de los personajes.
Es por lo menos curioso como tenemos una subtrama casi igual de interesante que la principal que es casi un reflejo idéntico de los problemas de Lear con sus hijas pero en esta ocasión con otros personajes. El caso es que el conflicto entre esta otra familia y sobre todo la relación entre Edgar y su padre además de como el primero le toca también hacerse pasar por lo que no es jugando de nuevo a esas múltiples perspectivas me parece muy interesante. Además de ello añadirle todas esas contradicciones como el papel del bufón que dice la verdad y el rey que está loco. Que se vuelve a dar en el que se hace pasar por loco y el ciego. Así como esos momentos de locura y de ceguera en los que son cuando verdaderamente se conoce la realidad. Muy al estilo de la ambigüedad del Elogio de la Locura (o esa es la impresión que me ha dado a mi, sobre todo teniendo en cuenta que estoy condicionada por haberlo leído hace poco y para la misma cosa).
El final como es de esperar está lleno de muerte. No hace falta que diga que no es spoiler leer a Shakespeare en sus obras más dramáticas (diría trágicas pero las terminologías y yo no nos llevamos bien y como hay problemas con esto por la diferenciación con la tragedia clásica, mejor simplemente, declaro que soy ignorante). Y lo cierto es que sigo diciendo la misma evidencia que siempre suelto cuando hablo de teatro: me encantaría verla representada porque realmente creo que se disfruta mucho más (aunque para eso con internet siempre hay soluciones si no fuera tan vaga). Sobre todo en relación con el final creo que debe ser mucho más épica la resolución de todo en la representación.

Sobre el estilo solo puedo decir que leer traducciones hace que cada vez me den más ganas de mejorar mi nivel de inglés para que llegue un día en que me atreva a leer al autor en idioma original. Lo cierto es que es un autor que debe ser muy complicado en su idioma original para alguien que no lo domine (ya sabéis más distancia temporal más complejidad de entender el lenguaje, aunque supongo que leer a Joyce en inglés también debe ser horrible). Por ello me da la sensación de no poder hablar mucho de esa cuestión (y por ello casi me quiero escaquear de meterme en berenjenales). Vale, ya hablo del estilo, me han gustado algunos parlamento y recuerdo particularmente algunas conversaciones entre el rey y el bufón hablando del papel de cada uno y de quien tiene más autoridad o menos que son geniales.

A nivel de personajes creo que nos encontramos con personajes más representativos de emociones o situaciones universales que personas en sí. Aun así creo que esto les da más valor si cabe y a la vez logra, en este caso, que haya empatizado con ellos porque aunque representen una situación, estado o sentimiento a la vez tienen algo de humano (no sé porque intento escribir según que cosas, en fin...). En cualquier caso me gusta esa manera de presentar a través de Lear los problemas entre padres y hijos. Y de hecho hay cierta nostalgia en el paso del tiempo, en el perder el poder y darse cuenta que los hijos no van por el mismo camino que los padres, que los desdeñan (o esa es la impresión que me ha dado).
Quizás si que es cierto que he tenido más problemas para poder saber de los personajes que traicionan la confianza del padre. De las dos hermanas casi parece que quieran reforzar con todo lo que dicen su frialdad, pero poco más me han dicho. En cambio con Edmond si que tenía más esperanzas que no se han acabado de cumplir. Hay algo de complejidad en él, y realmente lo poco que he visto daba para un personaje completamente maquiavélico pero me he quedado con ganas de más. 
Por el otro lado los personajes que diríamos que son “buenos” son mucho más profundos y llenos de matices por tener conductas extrañas a momentos. Además, de nuevo todo el juego de fingimientos y realidades que impera la obra colabora a dar esa impresión.

Resumiendo, no me voy a enrollar mucho más porque me siento más estúpida a medida que intento decir algo con sentido. Creo que es la obra de Shakespeare que más me ha gustado hasta el momento y como siempre tras todas las lecturas que he tenido de este autor me quedo con ganas de seguir con él, porque hay algo en sus obras que me hace necesitar más. Además de tener esa ventaja de ser rápidas de leer.

Lo mejor: estilo, temas, ambigüedades entre el fingir y lo real.
Lo peor: me he quedado con ganas de más (creo que no es malo, tengo mucho Shakespeare pendiente)

Hasta aquí mi aburrimiento.

Pd: hace poco me he dado cuenta que en Edmond hay un atisbo de bondad o por lo menos de comprender porque actúa como lo hace, y yo no me acabé de dar cuenta, culpad mi falta de atención. Ahora todo tiene más sentido en mi cabeza.

2 comentarios:

  1. ¡Hola!
    De Shakespeare solo leí Romeo y Julieta y tuve la suerte de que mi edición era bilingüe. Mi nivel de inglés no está mal pero la diferencia es tan abismal y hay vocabulario tan antiguo que era fácil perderse en el significado y al final terminé por leerlo en castellano u.u
    Tengo pendiente ir leyendo más cosas suyas. Supongo que el próximo será Hamlet pero si le toca a "El rey Lear" me parece una apuesta igual de buena por lo que dices :)
    Un beso!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, el inglés de Shakespeare da un poco de medio así que aún no me atrevo.
      Yo también tengo pendiente seguir leyendo al autor.
      Gracias por comentar :)

      Eliminar