viernes, 25 de marzo de 2016

Cien años de perdón, Daniel Calparsoro (película)

¡Nueva película en el blog!
Título: Cien años de perdón
Director/a: Daniel Calparsoro
Reparto: Rodrigo De la Serna, Luis Tosar, Raúl Arévalo, Patricia Vico, José Coronado, Joaquín Furriel, Marian Álvarez, Luciano Cáceres, Luis Callejo, Joaquín Climent
Música: Julio de la Rosa
Otras películas del director/a: Salto al vacío, Asfalto.
Guión: Jorge Guerricaechevarría
Duración: 96 min
Año: 2016
Formato original: película

Te gustará si: quieres una película de intriga centrada en un robo, buscas entretenimiento, te interesa también o no te molesta un poco de crítica social.
Ni lo intentes si: no te acaban de llamar las películas de intrigas muy centradas en la acción y donde los personajes son más secundarios,

Sinopsis
Una mañana lluviosa, seis hombres disfrazados y armados asaltan la sede central de un banco en Valencia. Lo que parecía un robo limpio y fácil pronto se complica, y nada saldrá como estaba planeado. Esto provoca desconfianza y enfrentamiento entre los dos líderes de la banda, “El Uruguayo” y “El Gallego”. Pero ¿qué es exactamente lo que buscan los atracadores? (FILMAFFINITY)

Opinión
La verdad es que esta película fui a verla medio coaccionada, no es que me pareciera mal, pero si que es cierto que la cartelera de ese momento tenía opciones que me llamaban mucho más la atención y que esta era una de las que por mi misma no hubiera ido a ver. Aunque la verdad es que reconozco que no sabía nada de ella y que tampoco esperaba mucho teniendo en cuenta que no es un tema que me interese mucho de buenas a primeras. Tras verla tengo que decir que aunque en general me dejó bastante indiferente, la aguanté bastante bien, es entretenida en general y tiene hasta algún punto de crítica social. Aun así en general no creo que sea nada del otro mundo.

Mi problema principal con la película va ser muy tonto, incluso la película reconoce que no tiene sentido, pero sigue molestándome a día de hoy así que lo voy a decir: ¿cómo narices se te ocurre atracar un banco en un día de lluvia si vas a salir por las alcantarillas? La película lo intenta explicar, cierta modificación en la seguridad del banco que se iba a programar al día siguiente, pero es que, vamos a ver, se supone que están haciendo un delito preparado y ¿a nadie se le ocurre mirar el pronóstico del tiempo? ¿de verdad? Incluso tiene otra justificación dicho problema en como los ladrones te son pintados de “pobres tontos” desesperados por tener algo de dinero, pero sinceramente hay una línea fina entre ser tonto y no planear un robo de forma coherente. A ello añadirle el momento más idiota de la película, no por ella misma sino por como un personaje que no piensa demasiado considera buena idea hacer cierta cosa. De nuevo la película quiere justificar que dicho personaje se haya involucrado en el delito, pero me sigue pareciendo idiota que aun así sean capaces de no controlarlo... Aunque supongo que también está para romper la tensión y aportar humor pero en fin...
Aun así, si ignoramos esto, me parece por lo menos entretenido todo el juego entre policías, políticos, ladrones y como aquí han sabido introducir el tema de la corrupción política de forma bastante reconocible con la situación actual. De hecho yo y mi incultura no había caído en que hasta el mismo título de la película es una alusión a esto puesto que viene de cierto refrán. Aun así sigue pareciéndome que aunque hasta cierto punto intenta hacer algo de crítica social le queda un poco grande el título por como donde realmente la película acaba poniendo énfasis es en la intriga de saber qué va a pasar con los ladrones. Porque aunque sigo pensando que los personajes podrían ser mucho mejores y sobre todo haberles dado algo de relevancia y profundidad si algo quiere la película es que empatices con los ladrones que al fin y al cabo no son tan mala gente. Mi problema con esto es precisamente que aunque la película quiere forzarte a que te pongas de su lado a mi me faltaba saber más de ellos o creerme más su situación para tener algún vínculo con ellos. Como no se ha dado el caso parecía simplemente que querían que viera como los malvados de verdad son los políticos corruptos y que realmente todos los demás estamos controlados por redes de poder y aunque cometan delitos no hay problemas. No me entendáis mal, no estoy en contra de esa idea, la cuestión no es tanto que no pueda compartirla, sino como la película está hecha con esa ideología evidente y no intenta que de verdad pueda entender a los personajes en sí, como individuos que tienen una motivación, sino que más bien los presenta como dos grupos sociales, generales y ese es mi problema con la película (si habéis entendido algo, porque a estas horas que escribo esto creo que ya sería mucho si me entiendo a mi misma).

Resumiendo y perdonad que no me enrolle más, es una película agradable de ver que quizás aspira a más de lo que consigue pero que por lo menos a nivel de intriga si que consigue mantener al espectador pendiente a la pantalla. Aun así ciertos puntos argumentales y el enfoque que tiene no acaba de convencerme del todo.

Lo mejor: se puede ver, el intento de crítica social, entretiene.
Lo peor: que la crítica social se quede un poco tópica, que los personajes sean algo planos, alguna estupidez argumental (de acuerdo, algún día superaré que decidieran robar con un diluvio...).

Hasta aquí mi aburrimiento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario