jueves, 28 de julio de 2016

Dagashi Kashi, feel. (anime)

¡Nuevo anime en el blog! Por fin me pongo con los de invierno...
Título: Dagashi Kashi
Significado del título: Dulces baratos. Vamos a ver se ve que dagashi es una especie de dulces que se pueden comprar por muy poco dinero, que a veces van con juguetes y que están dirigen especialmente a los niños. También es una especie de juego de palabras porque es una expresión que significa algo así como “pero, sin embargo” es decir redundante... En fin no sé japonés así que tampoco puedo aseguraros lo que os digo.
Extensión: 12
Formato original: manga
Adaptaciones: anime
Estudio del anime: feel.
Autor original: Kotoyama
Año: 2016

Te gustará si: te gusta la comedia y los dulces, no te importe un anime donde no pase nada y que todo sean explicaciones de dulces y las relaciones entre personajes de forma que ya se espere una dinámica de grupo entre ellos concreta y su forma de actuar sea predecible.
Ni lo intentes: quieres un anime que se centre en contar una historia, no eres muy fan de la comedia o no tienes interés en que te hablen de dulces.

Sinopsis
Kokonotsu es un chico que aspira a ser mangaka, sin embargo su padre quiere que herede el negocio familiar, una tienda de dulces. Lo que no se espera nadie es la aparición de Hotaru, una chica obsesionada por los dulces que quiere llevarse a su padre para que trabaje en su empresa. Sin embargo el padre pondrá una condición para irse, que Hotaru convenza a Kokonotsu para que se quede con la tienda. A partir de ahí el anime mostrará muchos dulces y algunas curiosidades de cada uno de ellos con mucho humor y algo de fanservice.

Opinión
Este es un anime, como tantos otros, que decidí que antes de verlo leería todo lo que encontrara del manga. Aunque pueda parecer extraño a gente normal, supongo que para mi, con mi obsesión por el formato original algo preocupante, no os diré que no, es lo habitual y de hecho normalmente antes de decidir que veo cada temporada observo de donde procede el contenido original y si puedo conocerlo, por cuestiones de idioma y disponibilidad, pues me gusta descubrir primero el formato original (por eso tardo demasiado en ver animes, supongo). En este caso concreto hice lo mismo, sin tener mucha idea de que me iba a encontrar fui a leer el manga pensando en como hay ciertos animes con premisas más que curiosas y posteriormente decidí ver el anime. En general ambos formatos aguantan como comedia y aunque me decanto por el manga, por cuestiones que detallaré más adelante, creo que es bastante original como alguien se le puede ocurrir hacer una especie de no sé si publicidad de productos o ejercicio de nostalgia (me inclino por una mezcla o la segunda) sobre dulces baratos y que aunque un espectador occidental no conoce de nada a la vez pueda hacerle cierta gracia. Sin embargo, a parte de la curiosidad y el humor que de vez en cuando está bastante bien lo cierto es que es bastante pasable y en fin, si no sois como yo que os tragáis de todo y la comedia en general os gusta será mejor que lo ignoréis.

Vamos a lo primero, la cuestión de porque considero algo mejor el manga que el anime. Creo que esto va a sonar algo estúpido quizás pero lo cierto es que me parece que el formato original tiene mejor ritmo que el anime. Quiero decir con esto que si bien con Nijiiro Days, por ejemplo, no creo que hubiera habido problema con hacer los capítulos más largos, creo que Dagashi Kashi hubiera funcionado mucho mejor como capítulos cortos. Digo esto porque si bien no creo que llegue a aburrir del todo sí que pienso que ver muchos capítulos seguidos puede cansar y que el mismo capítulo tenga varios dulces (creo recordar que dos, pero no sé si alguno hay más...) llega a un momento que creo que teniendo menos por capítulo hubiera funcionado mejor. Con eso me refiero que al compararlo con el manga que cada capítulo tiene nueve páginas y el ritmo es bastante acelerado en cada historia me parece que el formato original tiene un ritmo mucho más dinámico. Por eso en comparación quizás el anime para mi duraba demasiado e incluso algunas escenas podían prolongarse demasiado, lo que me lleva a otro tema que quizás sea más exagerado en el anime: el fanservice.
Aquí no sé si estoy tirando de recuerdos embellecidos de los capítulos que he leído del manga o no estoy equivocada y los planos de las tetas de Hotaru son mucho más frecuentes en el anime. Nadie va a negar que el fanservice es algo que probablemente más para mal que para bien abunda en el mundillo, no digo nada nuevo y la cuestión ha avanzado lo suficiente como para que las mujeres hayan reclamado su espacio de fanservice para ellas de forma algo cuestionable (de verdad que la igualdad está bien pero el mundo sería mejor si no necesitáramos de fanservice para que la gente vea cosas, digo yo, en ninguna de las dos versiones). En cualquier caso, lo que quiero decir es que lo entiendo, es casi como un mal necesario y oye a alguien le alegrará la vista pero lo de Dagashi Kashi es muy innecesario para mi gusto y no acaba de funcionar del todo.
Vamos a ver, leí en una reseña que los personajes eran inocentes y que había un intento de recuperar la infancia y hasta cierto punto vale, puedo coincidir pero la cuestión de Dagashi Kashi es que no es que sean inocentes todos, es que Hotaru vive en su mundo y si hay una cuestión sexual la ignora por completo y el contraste entre Kokonatsu que ve algo sugerente para su lívido adolescente y Hotaru que solo sabe pensar en dulces es usado en múltiples ocasiones. Y sí, reconozco que en algunas tiene gracia pero llega a un punto que quizás sea solo yo pero me cansa, Hotaru pasa a estar ahí más que para ser la loca de los dulces para que nos fijemos en su busto prominente. Y de nuevo, el contraste es divertido y yo soy la primera que reconozco que me gustan las bromas sexuales pero que sean tan unilaterales y repetitivas hace que cada vez que aparezca el personaje estrella de la serie acabes fijándote más en el cuerpo que las chorradas (y a veces divertidas dramatizaciones) que dice, lo que resulta deprimente. Y quizás, de nuevo también sea así en el manga pero no lo recuerdo tan exagerando.

Pasando a cosas que me han gustado lo cierto es que sí, el anime tiene momentos divertidos. Una se pregunta de verdad ¿a quién se le ocurre hacer un anime de dulces baratos? ¿y cómo narices alguien hace que eso resulte entretenido? Pero lo es, tiene altibajos pero lo que no consigue entretener por lo menos sorprende o sirve como curiosidad para conocer dagashis.
Además del humor implícito en la creación de los dulces, las anécdotas y el producto en sí (de verdad que para mi es pura nostalgia, como si yo me pusiera hablar de cómo comía gominolas degollando las cabezas de los ositos y luego sintiéndome culpable, o cosas así) lo cierto es que tira mucho del humor basado en personajes, cada uno va actuar de una forma, sabemos y anticipamos sus acciones pero el contraste está claro y aún así, en general, con elemento nuevo a la fórmula, que es el dagashi de turno (creo que es más concreto que decir dulce así que perdonadme que lo deje en japonés) normalmente da la suficiente novedad para que no caiga en la repetición, aunque a veces no pueda evitar hacerlo. Sin embargo, he de reconocer que funciona y que aunque todo está perfectamente delimitado no deja de ser divertido que se contrapongan la visión de los dulces de Hotaru, con la pseudo-pervertida de Kokonatsu (que a veces se apoya con el amigo, que tiene más función de apoyar la visión del protagonista que otra cosa) y la de romance de Saya. Además de añadirle a esto el contraste, que también divierte en ocasiones de la experta que pierde en todo y la novata a quien todo se le da bien.
Quizás sobre los personajes me gustaría hablaros un poco de Hotaru, que es el alma de la fiesta y en general es tan exagerada con todo que puede llegar a ser cansina. No ha llegado a ser mi caso, pero si que me ha dado la sensación que la voz le daba un plus de exageración en todo lo que hacía, lo que la hacía un personaje más extravagante todavía. Pero no me quejo, es lo que se busca y se consigue.

La animación es muy colorista, aunque no destaque demasiado (al menos a ojos inexpertos como los míos) pero he de reconocer que para ser un anime de invierno es totalmente veraniego y el calor es casi un elemento omnipresente en la serie, lo cual no deja de ser gracioso. En cuanto a música no recuerdo nada que destaque pero en fin tanto el opening y el ending van en consonancia con lo que ofrece el anime, entretenimiento y poco más.
Opening
Ending

Resumiendo, creo que Dagashi Kashi como anime que no evoluciona en lo que cuenta puede resultar pesado de ver si lo que queréis es una historia, también si os gusta ver un anime del tirón. Sin embargo, oye solo por el concepto tan curioso que tiene y si no os importa la comedia, u os gusta, podéis echarle un vistazo. Eso sí, sabed a lo que vais y que lamentablemente quizás abuse un poco de las tetas de Hotaru. Aún así, probablemente sea una de las premisas más inesperadas, ¿o acaso habéis visto un anime que se base solo para seguir adelante en los dulces baratos?

Lo mejor: la comedia, no deja de ser entretenido, muy curioso en cuanto a información de los dagashi.
Lo peor: el fanservice (vale, quizás exagero), en general es mediocre como mucho y para mi tiene más gracia en formato manga (pero en fin, soy muy imparcial con el formato original.

Hasta aquí mi aburrimiento.

He descubierto una reseña muy interesante que contextualizaba como los dagashi tuvieron una relación muy estrecha con el inicio de la producción de anime y como método de publicidad para ambos medios. Es interesante como este anime/manga si que es verdad que se dedica a promocionar algo que parece, no tan vigente o con tanta relevancia como negocio en una vuelta a sus inicios curiosa.

miércoles, 27 de julio de 2016

Balzac y la joven costurera china, Dai Sijie (libro)

¡Otro libro más en el blog!
Título: Balzac y la joven costurera china
Título original: Balzac et la petite tailleuse chinoise
Autor/a: Dai Sijie
Otros libros del autor/a: Tres vidas chinas, Una noche sin luna
Páginas: 267
Formato original: libro
Año: 2000
Adaptaciones: tiene una adaptación dirigida por el mismo autor (que de hecho, también es cineasta y tiene varias películas)

Te gustará si: tienes ganas de leer algo corto, te interesa o te hace gracia algo situado en China, quieres una historia que se pueda leer rápido y amable con el lector (en general, aunque ya no sé ni que digo).
Ni lo intentes si: te cuesta mucho leer cosas cortas y entrar en ellas, no te gusta demasiado leer sobre relaciones entre personajes y amor por la literatura.

Sinopsis
Una historia maravillosa que narra el descubrimiento de la lectura, del amor y de la amistad en la China de Mao Zedong. Dos adolescentes son enviados a una aldea perdida en las montañas del Fénix del Cielo, cerca de la frontera con el Tíbet, para cumplir con el proceso de reeducación implantado por Mao Zedong a finales de los años sesenta. Soportando unas condiciones de vida infrahumanas, con unas perspectivas casi nulas de regredar algún día a su ciudad natal, todo cambia con la aparición de una maleta clandestina llena de obras emblemáticas de la literatura occidental. Así, gracias a la lectura de Balzac, Dumas,Stendhal o Romain Roland, los dos jóvenes descubrirán un mundo repleto de poesía, sentimientos y pasiones desconocidas. (sinopsis de Salamandra Ediciones)

Opinión
En este caso os reseño otro libro del que no sabía nada excepto el título. De acuerdo, tras leer la sinopsis te enteras un poco más pero es de esos tantos libros que en un impulso consumista y tras verlo en una parada de libros de segunda mano no pude resistirme por eso, el precio. De verdad que la mayoría de libros que tengo por casa comprados por mi acaban siendo libros que me sonaba el nombre y que por ello al verlos de segunda mano muy baratos los compro para probar. En este caso concreto he de reconocer que solo sabía el título y poco más. En cualquier caso lo cierto es que el libro me ha entretenido bastante, justo como el libro anterior tiene un halo de cuento por lo que dura pero también por esperar una especie de final moralista. Y aquí es donde está mi problema, que aunque es entretenido, que me lo he leído muy rápido y en una tarde tiene cierto tono que no me ha convencido. Además que como me pasa siempre con las historias cortas me cuesta mucho entrar en ellas.

Antes que nada supongo que debería decir que me sorprendí dándome cuenta que me había enganchado completamente y que tenía ganas de acabar el libro para ver qué pasaba. Creo que lo que mejor conseguido está es la ambientación, hay que reconocer que el libro no desarrolla absolutamente nada y que aunque en mi edición sean 267 páginas estoy segura que podrían ser menos de cien en según que ediciones por lo corto que es, pero aunque tampoco es que se ponga a describir China de manera extensiva (ni haga nada de esta forma) lo cierto es que mediante anécdotas es fácil meterse en el ambiente.
Esta fácil inmersión en lo que ocurre también es debida probablemente a la sencillez del lenguaje, bueno quizás debería decir que no es sencillo, sino simple igual que la mayoría de la novela que si la lees como una simple narración de hechos es entretenida, de hecho ya os digo tuve una tarde muy amena, pero lo cierto es que es un libro que no destaca más allá de eso y a la mínima que te paras a pensar en lo que has leído te das cuenta que cuando intenta ser algo más, al menos en mi caso, me ha dejado con un mal sabor de boca. Antes de hablar de la cuestión más “moralista” del libro he de comentar que la única complicación de estilo que tiene el libro es el cambio de vista en unos capítulos hacia el final, lo cierto es que para mi gusto aporta más bien nada y dispersa la atención más que otra cosa. Quiero decir, el libro en todo momento parece no querer complicarse mucho la vida y no tengo problema con eso, pero poner ese cambio de persona al final parece romper con la atmósfera que se crea siguiendo a nuestro narrador que casi es un espectador aunque esté narrado en primera persona. Por lo menos para mi, no era necesario.
Quizás en cuanto a la ambientación debería hablaros que alguien como yo, una inculta en historia con nociones muy básicas, le hace gracia a veces encontrarse con novelas situadas en momentos históricos concretos que sin ser muy descriptivas te cuentan algo del momento como es el caso y he de reconocer, que sí, que me ha hecho gracia saber cosas del período de forma novelada. Aun así también reconozco que si buscáis aprender sobre el periodo estoy segura que habrán novelas de las que aprenderéis mucho más al respecto y sino podéis tirar de documentales o de libros de historia.

Pasando a otra cosa quiero pasar hablaros de mis problemas con la ideología que te acaba por soltar el libro y que me han molestado un poco, aunque he de reconocer que puedo meter la pata y mucho con esto quiero que os quede claro que esto se basa todo en como he interpretado yo el final y la especie de moraleja que intentan dar a la historia. La cuestión es que el libro tiene como tema el amor por la lectura y en un principio parece ser que todo es maravilloso en los libros occidentales prohibidos. Y en fin, no hubiera estado mal que no hubiera tanta fascinación por lo occidental pero oye, es normal, encuentran una maleta con libros prohibidos es normal que les encante leer lo que han encontrado y tengan la sensación de estar haciendo algo único e incluso puedo aceptar que se entretengan con ese tipo de libros, también puedo pasar por alto que el poder de las historias sea muy exagerado porque en fin, cualquier lector habitual estas cosas le hacen gracia, sin embargo lo cierto es que el final del libro parece ir un poco en contra de lo que ha dicho y llega a una conclusión tan cuestionable que en fin, decepciona.
No quisiera desvelaros nada pero solo diré que lo que se supone que ha descubierto en las novelas de Balzac la sastrecilla tiene tela. Y ojo, no me extraña, leer a Balzac en ese aspecto si es lo único que lees hasta tiene lógica, porque la cuestión de la mujer en el autor tiene sus más y sus menos así que supongo que en este libro también plasma algo similar y ahí es donde me pierde como lectora definitivamente. Incluso no me parecería tan mal la decisión final que toma, de hecho tiene todo el derecho del mundo a hacerlo incluso podría darse un mensaje positivo de querer descubrir el mundo y de que la literatura a abierto una nueva perspectiva en su vida distinta. Pero el narrador la condena por hacerlo, la acusa de superficial y da entender una visión casi elitista de la literatura. Incluso visto desde este punto de vista podría verse como el libro acaba aceptando que sí, que la literatura es peligrosa (sobre todo la francesa y la occidental...) porque corrompe mentes, y lo peor de todo, sobre todo lo es en mentes no privilegiadas (y sobre todo mujeres...). Vale, quizás exagere pero es lo que me ha parecido que acababa diciéndote el libro así que, por lo menos a mi me parece algo que no puedo ignorar, aunque quiera. De verdad, quizás sea yo dándole esta interpretación pero me parece algo tan estúpido que no puedo evitar pensar en qué narices he leído.

Es más por el ambiento de cuento de hadas que tiene le pasaba muchas cosas por alto, incluso que los personajes no fueran nada del otro mundo tenía sentido por ello, porque recordaba a una historia simple con un mensaje que yo esperaba que simplemente fuera lo bonito que es leer por muy trillado y ridículo que puede llegar a ser (incluso a los que nos gusta leer creo que a veces casi ponen tan bien leer que parece que sea una habilidad especial...), pero darse cuenta del mensaje final con la perversidad que tienen ciertas frases y en fin del tratamiento que se le da a la costurera también se podría hablar un poco más pero creo que voy a parar el carro en este aspecto.
En cualquier caso por hablar un poco de los personajes como digo, tienen la sensación de estar entre el estereotipo de la anécdota, es decir de los habitantes de pueblo con su característica cada uno especial para diferenciar (aunque tampoco salen muchos, la verdad) y el personaje de cuento de hadas plano que sirve más para llegar a la moraleja que para otra cosa. No diré que no dé cierto encanto al libro a momentos y que no invite a leer pero una vez acabado supongo que es cuando vienen los problemas de verdad al darte cuenta que eso, que el libro no ha sido tanto...

Resumiendo, quizás he sido dura en algunas partes y no miento en que me ha decepcionado en el final con algunas reflexiones que se pueden dar al respecto de lo que deja intuir moralmente, pero si ignoramos eso creo que es un libro entretenido que tiene su encanto además de algunas historias cotidianas pero bastante curiosas. Creo que se lee lo suficientemente rápido para que no te canses y le puedas encontrar algún interés, aunque sea por lo exótico del periodo y el país, pero poco más la verdad.

Lo mejor: se lee muy rápido, entretiene, sabe captar tu atención con el estilo como si contar una fábula.
Lo peor: ideología implícita, los personajes son planos, todo es muy simple, tras acabar el libro es fácil darse cuenta de lo fácil de olvidar que resulta.

Hasta aquí mi aburrimiento.

lunes, 25 de julio de 2016

El viejo y el mar, Ernest Hemingway (libro)

¡Otro libro más en el blog!
Título: El viejo y el mar
Título original: The old man and the sea
Autor/a: Ernest Hemingway
Otros libros del autor/a: Por quién doblan las campanas, Adiós a las armas
Páginas: 229
Formato original: libro
Año: 1951
Adaptaciones: varias películas

Te gustará si: tienes interés en leer historias sencillas de las que se pueden sacar múltiples interpretaciones, no te importa leer obras cortas.
Ni lo intentes si: no te gustan las historias cortas o en las que pasa poco, buscas un argumento intrincado

Sinopsis
El viejo y el mar es uno de los relatos más bellos jamás escritos. Un viejo pescador emprende su última travesía de pesca y lograr dar con una gran pieza contra la que tendrá que luchar duramente. Cuando por fin consiga matarla, se verá obligado, por su desmesurado tamaño, a atarla a un costado de la barca, y de regreso a la costa tendrá que afrontar los ataques de los tiburones a su pieza. La vejez, el mar, la lucha del hombre con la naturaleza, el esfuerzo físico, la derrota y la victoria, el sol del trópico o el destino son algunos de los elementos con que Hemingway teje esta verdadera historia inmortal. (sinopsis de la editorial Debolsillo)

Opinión
Reconozco que aún siendo un libro muy corto se me ha hecho algo largo y creo que si me hubiera forzado a leerlo en un día quizás hubiera acabado por disfrutarlo más. Sin embargo lo cierto es que en fin, no digo que sea una mala obra, entiendo porque puede gustar y hay cosas que tras acabarlo más que leyéndolas me han gustado aunque no me haya impresionado demasiado, la verdad. Debo ser horrible pero lo cierto es que aunque puedo darle muchas interpretaciones al texto no hay nada que me acabe de convencer e incluso el mismo texto no me parece tan excepcional como mucha gente lo pinta. Es todo un clásico moderno y yo no seré quien discuta a nadie si pertenece ya al canon o no, pero de verdad que lo que a mi respecta no me ha dicho demasiado y ha pasado sin pena ni gloria.

Creo que en el estilo ya no hemos congeniado mucho. Siempre había oído que el estilo de Hemingway era rápido y que se cargaba todo accesorio o floritura innecesaria, además según tengo entendido era algo inspirado en el estilo de las crónicas periodísticas que quieren ir al meollo de la cuestión. Y sí, tiene su mérito y tampoco es que pida algo cargado pero se ve que a mi me gusta que se explaye un poco más y en este caso la jerga de la pesca parece ser lo único donde se permite ser un poco más extenso, aunque ni en eso. Lo cierto es que por como está escrito tiene pinta de fábula, de cuento con moraleja y sí, hasta cierto punto todo el mundo se queda con la cuestión de que hay que luchar por tus sueños pero a mi me parece que acaba desestimándose la idea, o por lo menos en parte.
Quiero decir, si bien se podría decir que el viejo está en parte contento con lo hecho, o por lo menos ha logrado algo he incluso se podría decir que lo que sucede tendrá resultados favorables en su vida en el pueblo (aunque no esté muy claro y como todo pueda interpretarse), lo cierto es que el último sueño nos revela algo que parece no haber desaparecido, y por lo menos en mi caso no acabo de ver que el libro te diga que vayas a cumplir tus sueños sino más bien que tus sueños son una mierda. De acuerdo, no tanto pero si que parece más que es una obcecación que no lleva a ninguna parte que una victoria esplendorosa. De hecho, por lo menos a mi me resultó bastante doloroso ver la cuestión de los tiburones y quizás me quedé con ese regusto amargo. Pero en fin como la pesca del pez se puede interpretar como tantas cosas supongo que la idea de que te insta a seguir esforzándote en lo que quieres es tan aceptable como otra cualquiera. Sin embargo, quizás en mi caso he ido buscando ya de buenas a primeras algo menos optimista y de nuevo, la vejez y su fracaso parcial me hacen pensar en ello.

Pasando a otra cosa, antes que se me olvide he de comentaros algo que me ha llamado mucho la atención. La edición que he leído habla de que Santiago sueña con leones marinos, sin embargo consultando una edición inglesa tras darme cuenta que en análisis en inglés nadie hablaba de que eran marinos, me he dado cuenta que no hay ningún momento en que se especifique sobre que sean marinos. A mi me cuadra más que sean leones de tierra por el simbolismo de la fuerza, así que me inclino a pensar que el traductor asumió que al estar en la playa tenía más sentido que fueran marinos. Sigo sin saber exactamente pero yo me inclino por los terrestres por lo que decía antes, parecen el anhelo incansable del protagonista por recuperar su juventud, su fuerza y su orgullo como hombre, y quizás sea ese otro tema por el que no me convence el libro.
Sí, la “masculinidad” quizás es lo que me haya apartado de la lectura. El pez es macho, el hombre es macho, el niño lo es aunque no dé indicios de esa masculinidad que nos muestran tanto en el pez como del viejo. La única presencia femenina es la mar, que así prefiere llamarla también el viejo y sobre la que los dos parecen competir en uno de los triángulos amorosos más curiosos que he leído nunca. De acuerdo, ahí me he pasado pero si que parece que haya una especie de demostración sobre quien es el ser más pensante, el más fuerte y el que acaba dominando el mar. Y aquí es donde a mi me ha perdido la historia por razones personales, es decir ambos parecen dominados por una especie de ganas de demostrar quien es más y aunque también es obvio el tema de la naturaleza contra el ser humano, parece verdaderamente una competición por demostrar quien es más “macho” de forma bastante rudimentaria. Y en fin, supongo que a mi me suena muy lejanas estas ideas del rival amigo o no me acaban de convencer. Pero en fin, no os negaré que lo que estoy escribiendo aquí es bastante estúpido así que será mejor que acabemos en este punto.
Otro asunto del que reconozco que no me he fijado en absoluto es la cuestión de la religión. Será porque mi educación religiosa es muy escasa, soy atea o sé más de cuestiones de mitología greco-romana que de cuestiones de cristianismo pero lo cierto es que a parte de las plegarias a medias el mismo protagonista tiene algo de Jesucristo según algunos críticos. Pero en fin, no se puede negar cierto misticismo en la cuestión de tener que matar pero a la vez sentir una ternura por ello.

Quizás no la haya disfrutado porque me ha descolocado un poco. Quiero decir por una parte me parece demasiado simple como el estilo y como el mismo autor dijo (pero quien hace caso al autor desde que lo mataron, quiero decir aun no sabéis que a cualquier autor no se le hace ni caso, a no ser que te dé por la interpretación psicoanalista a lo Freud y sus seguidores), pero a la mínima que sales de lo obvio lo cierto es que el libro da más interpretaciones de las que uno pensaría en un principio y lo cierto es que aunque reitero, no es para mi, no puedo decir que no vaya a pensar en el libro y que quizás dentro de unos años tenga otra opinión o por lo menos una mejor interpretación. Sin embargo reconozco que dudo que me guste, aunque nunca se saben estas cosas.
De hecho si nos basamos en esas interpretaciones más biografistas es evidente que se aprovecha la cuestión de que Hemingway le encantara la caza y la pesca pero no se quedan ahí y he llegado a leer que la cuestión de como el pez, ese objetivo al que se aspira sería su obra e incluso los tiburones serían los críticos que la destruyen completamente. Si queréis que os diga la verdad me parece una interpretación un tanto forzada pero tiene su interés y creo que a nivel más genérico si que puede tomarse como una especie de cuestión ideal que solo persiste cuando no la expones a nadie y en el momento que entra en contacto con la realidad desaparece y es despedazada completamente. En ese sentido el momento de más soledad es cuando se puede alcanzar dicha plenitud pero a medida que se llega al ámbito social va desapareciendo progresivamente hasta quedar en nada. Aunque tampoco es que sea muy fan de las cuestiones que magnifican la naturaleza como espacio donde uno se encuentra a sí mismo si que creo que te lo puedes tomar como una especie de representación de pensamiento e incluso si me pongo exagerada de mito de la caverna.

Con todo lo que escrito, ideas propias y ajenas, lo cierto es que me doy cuenta que sí, que la obra tiene su miga y que entiendo porque puede gustar e incluso alguna de sus valías. Sin embargo no puedo ignorar que personalmente no la he disfrutado demasiado y que no me parece tan impresionante como a otros. Eso sí, de tan simple que aparenta (o quizás es, ¿quién sabe?) da que pensar en múltiples direcciones y no negaré que las últimas líneas las he leído varias veces para seguir pensando en ellas.

Lo mejor: múltiples interpretaciones, es corto y aunque parece simple puedes pensar bastante acerca de él.
Lo peor: que no he conectado ni con el estilo, ni con la historia con su aire de fábula y que simplemente no es para mi.

Hasta aquí mi aburrimiento.

miércoles, 20 de julio de 2016

Cuando el agua se vuelve la única protagonista. Sobre Grace, Anthony Doerr (libro)

¡Nuevo libro en el blog!
Título: Sobre Grace
Título original: About Grace
Autor/a: Anthony Doerr
Otros libros del autor/a: La luz que no puedes ver
Páginas: 553
Formato original: libro
Año: 2004
Enlaces de interés: http://www.anthonydoerr.com/

Te gustará si: te gusta la nieve, adoras el agua (dejaremos esta coña para luego), te gustan las descripciones de la naturaleza y como esta pasa a afectar a los personajes además de describirlos, no te importa leer novelas donde ocurra poco.
Ni lo intentes si: te apetece leer algo lleno de acción, no te gusta mucho leer descripciones sobre la naturaleza (agua, nieve e insectos), quieres algo donde la historia sea lo principal.

Sinopsis
Desde su niñez en Alaska, David Winkler se ha sentido atraído por los cambios del tiempo y ha vivido obsesionado por la nieve. Además, David tiene un don: a veces puede ver cosas antes de que ocurran. Sus premoniciones le permiten saber que un vecino será atropellado por el autobús o que se enamorará de una mujer en un supermercado. Pero cuando David sueña que su hija se va a ahogar en una inundación sin que él pueda salvarla, toda su vida se desmorona. Huir de su familia, de su casa y de su propio futuro parece el único modo de negar el sueño que lo atormenta.

Solo, sin medios y sin saber si su hija ha sobrevivido o si su mujer ha conseguido perdonarlo, David tendrá que comenzar una nueva vida. Hasta el día en que deba enfrentarse a la decisión de buscar a las personas que dejó atrás. (fragmento de la edición de la editorial Suma)

Opinión
Esta novela he tenido la oportunidad de leerla por la página de edición anticipada (os dejo el link aquí, por si os interesa). La verdad es que descubrí de su existencia por un vídeo en el que se hablaba de que era, me llamó la atención y decidí probar con el primer libro que vi que fue este. Lo cierto es que me llamaba la atención por ser una novela del mismo autor de La luz que no puedes ver de la que he leído bastantes buenas críticas. En cualquier caso, iba con expectativas medias, porque de la novela que os vengo hablar había oído hablar un poco peor que la otra del autor y sobre todo el comentario general es que es aburrida pero que está muy bien escrita. En fin, lamentablemente en mi caso la he encontrado que si bien estaba escrita de forma correcta no me ha parecido que fuera nada del otro mundo y en cuanto a aburrirme, sí, reconozco que las descripciones de nieve e insectos no es uno de los temas sobre los que me apasione leer la verdad... Antes de empezar hablaros un poco más en profundidad de lo que he leído tengo que decir que no sé que ha pasado pero me han llegado dos ejemplares del libro a casa, en fin, supongo que debe haber sido un error pero me pareció bastante curioso como para querer comentarlo.

Vamos allá a ver como sale esto. Quizás lo más extraño en como he percibido el libro es que aunque a todo el mundo le parece una maravilla como está escrito a mi no me ha acabado de convencer. He de reconocer que sí, que es bueno describiendo y sabe crear una atmósfera especial cuando habla de la naturaleza. También es evidente que la naturaleza pasa a ser el sustituto de los sentimientos y creo que aquí es donde me pierde. Vamos a ver la novela es realista (a excepción del detalle de los sueños premonitorios que no se sabe muy bien que son ni se ahonda en su causa, y de hecho casi se podría dar con la información que tenemos una explicación sin el sobrenatural) así que la descripción es normal que sea central. Pues ya se sabe que en la novela realista se hace un discurso que pretende reproducir la realidad y la descripción se adoptado como una de las técnicas por excelencia y, en general, se tiende a través de los objetos o la naturaleza, que es lo propio de la realidad entendida como lo hace el realismo, llegar a las personas, ahí está Flaubert con su Madame Bovary y la famosa gorra de Charles. En este caso el libro me da la sensación que quiere hacer algo parecido, pone la naturaleza en un lugar prioritario de forma que todo lo humano queda supeditada a ella y si bien los personajes se pasan algunas partes obsesionadas en observarla de hecho parece que lo hagan en un intento de reverenciarla y a la vez de huir de lo humano. Y aquí es donde viene mi problema personal, ojo, que entiendo que esto pueda gustar a mucha gente y de nuevo, aunque no me haya impresionado su escritura no digo que sea mala pero estoy muy harta de la adoración de la naturaleza. De acuerdo, que aquí llega a ser más un refugio para la introspección que no se hace de forma directa y parece que el protagonista, un ser totalmente inepto socialmente (y ya os digo de entrada que no soy muy hábil pero lo de este hombre llega a ser obsesivo y peligroso) parece que solo sabe concebirse como entidad en tanto que piensa en nieve. Parece que lo única manera de introspección que tiene es la observación de cristales y del hielo. Y quizás me equivoque (como en todo lo que os digo que es todo mi interpretación y ya sabéis, lo de siempre) pero precisamente esa observación malsana por la nieve acabé por hacer que la novela se sienta terriblemente fría en muchos aspectos.
Y sí, se me ha hecho densa porque he de reconocer que cuando la gente se cree demasiado el Beatus ille (o como yo le apodo cariñosamente qué bonito es mi campito) me saturan. De verdad, lo de la naturaleza como el espacio de salvación del alma es un tema tan antiguo y que me creo tan poco que a la mínima que veo algo de eso ya me ponen de malas así que también ha influenciado en ello. Pero lo cierto es que aunque sí, en la novela la naturaleza tiene un peso fundamental también se hablan de otras cosas, sobre todo del trauma de nuestro protagonista por abandonar y destruir su propia familia.
Vale, aquí ya me he avanzado en el odio al protagonista que tampoco ha permitido que disfrute de esta novela, pero antes que nada querría hablaros un poco de esa premisa. Vamos a ver, la cuestión de las predicciones acaba siendo, aunque causante de todo, secundaria en su desarrollo y simplemente es algo que está ahí. Pero la cuestión que diría aquí yo que es principal es más bien la incapacidad del protagonista por relacionarse con los seres humanos. Es más para mi los sueños predictivos acaban siendo más una cuestión que incluso no podrían significar nada y ser simples casualidades o fruto de la obsesión del protagonista. De verdad, quien diga que David Winkler está bien de la cabeza miente o simplemente tenemos visiones del mundo distintas. Llega un punto que el narrador se fija tanto en la visión de David que uno se pregunta sobre si nos podemos fiar de lo que está pasando o de si no será el el propio causante de todos los accidentes, lo haga consciente o no. Pero en fin, la cuestión aquí es que seguimos a David primero en su huida y luego, como no podía de ser de otra forma (y no creo que esto cuente como spoilers) en su intento de encontrar, si aún vive, su familia. Y entre que no he podido empatizar con el protagonista ya que de buenas a primeras los personajes con habilidades de predecir el futuro nunca me convencen que decidan evitar su futuro de formas idiotas como que huyan (quiero decir, si va a pasar pasará igual, déjalo estar), la relación con Sandy me parece muy superficial y tampoco colabora a que pueda posicionarme favorablemente con respecto al libro más el protagonista que en todo lo que hace me exaspera y en ocasiones le he llegado a detestar, pues no, la verdad es que no he podido disfrutar demasiado. Pero en fin, entiendo también que alguien pueda disfrutarlo justo por los motivos contrarios.
Vamos con la relación con Sandy antes de entrar a David en especial. De la relación con Sandy tenemos muchas tardes en el cine y en general una frialdad y una incapacidad de comunicación que hace que ambos sean incapaces de conocer nada del otro. Sobre todo por lo que respecta a David tiene tan idealizado el encontronazo soñado y que es la mujer de sus sueños que no sabe nada de ella. Y en fin, por seguir más los pensamientos de este lo que podemos saber de Sandy lo intuimos por lo que David parece querer ignorar. Casi me atrevería a decir que en el fondo lo único que quería Sandy era tener hijos y liberarse de una vida que no le llenaba, porque en lo que respecta a la relación de los dos no tenemos casi nada que me confirme que ella pudiera haber sentido algo por él. Que sí, que supongo que depende de como lo leas puedes llegar a conclusiones diferentes, pero la frialdad de la novela llega a puntos extremos con la relación de esta pareja tan distante que incluso en una escena en la que duermen juntos te describen únicamente que se quita las gafas y se pusieron bajo las sábanas. Bravo por la intensidad y la pasión... De acuerdo, sé que la novela va por una vía diferente y, desde luego pone una distancia entre los sentimientos y el protagonista que solo parece salvarse en la naturaleza así que nada, debo ser yo que me gusta más cuando puedo meterme de otras formas en la mente de los personajes y no tanto culpa del libro.

Antes de acabar la reseña hay un tema que he ido guardando para descargar mi ira contenida, que como ya sabéis es el protagonista. Odio a David por ser un acosador, por salirse con la suya y porque la novela te lo justifica en ciertas ocasiones que no me las creo, principalmente. Quizás lo que de verdad me haya hecho odiar al personaje es su tendencia acosadora, de verdad pasando a vigilar a gente constantemente varios días, a seguirla, a dejar flores o dinero en casas ajenas sin decir de parte de quien son. Llega a un punto que no me parece muy normal que alguien se comporte así pero en fin, quien soy yo para juzgar la normalidad. Simplemente lo que me molesta personalmente es que el libro quiere que sientes pena por él, porque está solo, porque no encuentra a su familia, porque ha perdido todo lo que tenía y el verlo actuar de dicha forma, si bien algunos lectores puede ser que piensen en que lo hace por desesperación o por amor, en mi caso no puedo evitar pensar que se lo merece, que todo es su culpa y que de verdad si hubiera intentado abrirse o relacionarse de verdad con su mujer todo hubiera funcionado mejor. Aun así, no creo que esté mal construido del todo, oye hacía tiempo que no me frustraba tanto un protagonista así que algo han hecho bien para que yo pueda sentir algo por él. Mi problema sea eso, que todos los demás personajes tienen tanta distancia con él que es imposible conocerlos incluso la chica de los insectos (debería buscar como se llama, pero en fin, ya me entendéis) que tiene cierto vínculo con él queda en un terrible segundo plano y de nuevo, todas las relaciones son frías. Sin embargo, de nuevo es buscado por como es el protagonista así que quizás no sea tan malo el libro y sea yo la mala lectora.

Resumiendo, no me ha gustado el libro, aun así reconozco que algunos de sus elementos no están mal pensados. Es cierto que el estilo tiene su interés por sus descripciones de la naturaleza que acaban siendo las verdaderas protagonistas del libro, pero lo cierto es que no me parece que la prosa sea tan exquisita como todo el mundo se cansa de decir. De los personajes solo podemos conocer al protagonista que en sus pocas habilidades sociales y sus malas decisiones hace difícil que podamos conocer a nadie más y empatizar con él es casi imposible. Sin embargo, no puedo decir que no consiga lo que pretende, quiero decir, la novela tiene bastante coherencia en lo que cuenta así que en fin, si no os importa un ritmo lento y poca acción quizás os guste más que a mi. Y no quiero decir que no me guste un ritmo lento, de hecho muchas veces lo prefiero pero en esta ocasión no ha sido un libro con el que haya disfrutado.

Lo mejor: como se usa la naturaleza (aunque en parte lo odie reconozco que tiene cierto mérito).
Lo peor: personajes, para mi la distancia que hay que no me permite entrar en lo que cuenta.

Hasta aquí mi aburrimiento.

viernes, 15 de julio de 2016

Watashi ni xx Shinasai!, Ema Tooyama (manga)

¡Un manga en el blog! Ya os aviso que tengo muchos pendientes de leer y a ver si me pongo las pilas...
Título: Watashi ni xx shinasai!
Significado del título: Haz conmigo lo que te ordene! (en fin, leed la sinopsis y entenderéis)
Extensión: 83 capítulos (19 volúmenes)
Formato original: manga
Autor original: Ema Tooyama
Año: 2009 - 2015
Otras obras del autor/a: Koko ni iru yo!

Te gustará si: te gusta el romance independientemente de la credibilidad de la historia, quieres algo donde pasen muchas cosas, te gusta el drama aunque sea por acciones fácilmente evitables.
Ni lo intentes si: no soportas las protagonistas idiotas (de acuerdo, eso es mi opinión, como todo...), no te gustan los shojos que tiran más hacia hacer drama de todo que a la comedia.

Sinopsis
Himuro Yukina es una chica poco sociable que se divierte observando a la gente y escribiendo novelas para móviles siendo bastante popular. Sin embargo, sus lectores reclaman más amor en sus historias y como nuestra protagonista no tiene idea de qué es el amor, tras encontrar que el guapo y popular Shigure, un chico de su clase, tiene una libreta donde va apuntando todas las chicas que se le declaran como si fuera una especie de reto personal que todas lo hagan, decide chantajearlo con revelar dicha información sino hace lo que le diga. Yukina decidirá obligar a que él haga lo que ella denomina misiones que consistirán en fingir su amor para entender que se siente y poder así escribir sobre amor. ¿Se convertirá el juego en amor de verdad?

Opinión
Creo que no hace falta que respondáis a la pregunta de la sinopsis, todos lo sabemos y solo tenía ganas de hacer una sinopsis cutrilla. Por cierto, antes que nadie se lo pregunte, sí, todo lo que pongo ocurre, aunque suene idiotam pero en fin muchas veces la gente que leemos shojo nos encontramos con premisas sin sentido para que los dos protagonistas se encuentren. En este caso el absurdo llega a un nivel más alto buscando una excusa para que haya situaciones que aunque no sean porno, porque no, nada de sexo en un shojo (a no ser que te pongan burbujitas y una cara de dolor, que no sé que es peor) pero lo cierto es que en este manga se juega con una especie de erotismo extraño en que, contra todo el pronóstico parece estar más enfocado en “sexualizar” a la chica que al chico, digo que es extraño porque supuestamente el manga está dirigido a mujeres que se presupone que son heterosexuales normalmente por lo que por lo menos me parece curioso. En fin, quizás sean cosas mías o la influencia de otros de sus mangas donde al ser de otros géneros si que se hace de forma bastante explícita. Pero en fin, antes de irme por las ramas como siempre debería deciros un poco la situación en la que estaba cuando leí el manga. Según tengo entendido empecé a leer este manga allá por el 2012, hace cuatro años, lo cierto es que mis gustos han cambiado bastante y ahora me he vuelto un poco más exigente (más bien, casca-rabias) y se nota. Digo esto porque cuando se acabó el manga decidí releerlo y esperaba encontrarme con el inicio que me gustó y un deterioro progresivo. Y no negaré que el inicio es algo mejor que los arcos finales (donde todo deja de tener el poco sentido que tenía) pero visto ahora incluso el principio me parece patético...

En serio solo la premisa da un poco de medio, es cierto que reconozco que me hace gracia el papel que adopta la protagonista de ordenar al chico hacerle lo que ella quiera, pero a parte de no tener sentido, lo cierto es que Yukina se vuelve idiota de un segundo a otro. En un momento no se las calla y dice lo que piensa y parece saber lo que quiere, para después ser toda dudas en las cosas más idiotas. Y entiendo hasta cierto punto que todos podamos ser así, pero mi problema con este personaje es en qué tiene dudas y como progresivamente deja de tener personalidad. Lo único que me gusta del personaje y que desde un principio hacía que me cayera en gracia es que escribe novelas y de verdad se preocupa por algo que no sean los chicos de turno, pero en serio ¿por qué a medida que pasa el manga la supuesta personalidad distante e incluso sabiendo contestar a todo el mundo y teniendo las cosas algo claras se derrumba para que no pueda hacer nada? Viene cualquier ser de sexo masculino relacionado con temas amorosos y Yukina acaba volviéndose otra persona. De verdad, ya cuando aparece Hisame pierde toda capacidad de pensar con normalidad y los malentendidos crecen y crecen de forma más estúpida de lo normal, y no será porque el shojo no funcione en base a malentendidos, pero esto ya es la ostia. De verdad, a no ser que os guste mucho el género u os entretenga haceros un favor y no lo leáis.
En fin, pasando al tema del triángulo amoroso (que en ciertos momentos podría decirse que se vuelve cuarteto y luego aparece Hisame y ya se lía parda del todo...), a ver yo no soy muy fan de este tópico porque o me gusta con el que sé que no se va a quedar, o porque no se desarrolla bien la relación con el que se queda, o simplemente porque muchas veces solo sirven para alargar la historia. Hay veces que están bien hechos y no hay problema pero en este manga parece querer hacerte dudar de con quien se va a quedar la protagonista cuando es evidente desde el primer capítulo. Y bien, aunque en plenas misiones amorosas aún tenía un pase lo que ocurría por como la relación entre Shigure y Yukina se forjaba de alguna manera (aunque fuera estúpida y que las dudas de Yukina fueran sobre qué es el amor no ayudaban) podían tener su gracia, cuando ambos ya están sintiendo cosas y empiezan a pasar impedimentos todo se vuelve idiota. Recuerdo el capítulo de las dos citas como ya una mala idea pero con una de las tonterías más gordas que he leído en tiempo, de verdad, ¿qué narices de motivo es ese para decidirse? Además que lo de salir por pena con el segundón (algo que ocurre en muchos shojos) me parece un recurso estúpido y que no lleva a ninguna parte... Sobre todo cuando es tan evidente que se va a quedar con el otro.
Quizás otro momento que me parece particularmente idiota es toda la cuestión del profesor de guardería. Vamos a ver entiendo el trauma (aunque con pinzas) e incluso el amor a esa edad, lo que ya no me parece normal es que me digan que seguía enamorada de él. De verdad, una cosa es decirme que la afectó, cosa que en fin, alguien como yo que no se acuerda absolutamente nada de la guardería le cuesta un poco pero en fin me lo creo, pero que por eso no se hubiera enamorado nunca ya me parece... Además que si quería dar cuenta de un trauma de verdad pues en vez de fijarse en la parte amorosa podían haberlo hecho en eso, en el trauma y no hacerlo un elemento casi para dejar a la protagonista en un estado vulnerable y así que se dieran escenas casi de abuso. Quiero decir, me da a mi la sensación que si el manga fuera para mayores de dieciocho hubiera estado lleno de “violaciones” de esas en que la protagonista no acaba de molestar por ser uno que está bueno y al final se acaba enamorando del susodicho... En fin, no me deprimo más porque no vale la pena, pero en serio que hay un claro gusto por hacer una protagonista que en cuanto la tocan pierde la noción y se deja llevar, y en fin, cuando lo hace porque lo ha pedido o con Shigure aún tiene un pase porque es el tipo de relación que tienen, pero en los últimos tomos lo de Hisame deja de tener sentido. Además, la cuestión de la personalidad de la protagonista en estos trozos pasa a tener unas variaciones tan radicales que de verdad una llega a cuestionarse el estado mental de la misma. Quiero decir, que se deje hacer lo que quiera por Hisame (sin sexo, como os decía) pero que al cabo de cuatro páginas (vale, quizás un capítulo) esté completamente decidida a hacer x pero que de nuevo la toque (porque quien no va abrazando o acosando por celos por otra persona) y se vuelva un ser pasivo. De verdad, parece que la autora esté reprimiéndose las ganas de dibujar sexo o no se atreva pero quiera hacerlo pero ya la cosa sería el doble de dramática exagerada y aún peor para la cuestión de hacer el personaje de la protagonista como alguien que pueda gustar. De verdad, los cambios que experimenta esta chica a lo largo de la historia no son normales y además son a peor.

Algo que he de comentar a favor de la obra es el dibujo. He de reconocer que es un tipo de dibujo que, aunque quizás no sea de los que me más me gustan, lo cierto es que se ve bastante bien y sobre todo hay un detalle especial en la protagonista. De verdad, no sé si yo he tenido la vista muy fijada en ella porque me parece que su diseño es bonito o es que de verdad hay muchas más dibujos dedicada a ella que a los chicos. No sé, supongo que los cambios que os explicaba antes han hecho que ver como ella se dejaba llevar y luego se convertía en la protagonista activa hacía que para mi el protagonismo, también en el dibujo cayera en ella. En fin, chorradas mías.

Quizás debería hablaros un poco antes de acabar de Shigure, Akira y Mami porque al fin y al cabo tienen bastante protagonismo y no os he dicho nada. Quizás porque no me sacaban tanto de quicio como la protagonista y Hisame pero lo cierto es que en el fondo son también bastante idiotas en general. Shigure es el chico que en un principio es un malote y ligón que ¡OH, SORPRESA! Es un buenazo en el fondo. Si incluso te dan la idea de que sus padre, en parte, tiene la culpa de que sea solo fachada además de insinuarte la rivalidad con el hermano y que ambos tienen envidia por el otro. De verdad, es un chico de manual de shojo, tampoco es nada del otro mundo y lo peor de todo, su forma de actuar es totalmente inmadura y normalmente nadie imaginaría que a alguien se le ocurriría hacer cosas así, pero en fin, malentendidos, drama forzado... Akira es el chico “femenino”, amigo de la infancia y primo. Además se usa lo típico de no me has visto como un hombre hasta ahora. En serio, no habré leído esa línea diez mil veces y aún me sigue pareciendo que tiene el mismo poco sentido, de verdad que ser hombre consista en ir detrás de la protagonista como si no hubiera mañana y decirle que es suya además de besar en contra de la voluntad (digo “robar besos” que es la forma fina). En fin, en este caso no nos encontramos el caso más extremo pero si la cuestión es que el chico amable de repente se convierte en alguien que pasa de la conversación a la acción... De verdad que Japón ha dejado de sorprenderme pero la cuestión de género es algo que incluso ahora me cuesta mucho y el shojo, a la mínima es horrible en ese sentido (aunque supongo que la comedia romántica y la novela erótica occidentales también tela...). En fin, ya me enrollo más de la cuenta. Mami sea quizás el personaje más a medias de la historia. Quiero decir, no encontramos grandes personalidades y por lo menos a mi no me ha dado la sensación de que nadie esté bien caracterizado pero en fin todos parecen estereotipos con patas que se mueven de un espectro al otro de su estereotipo de forma poco comprensible (es decir como Shigure pasa de ser el malote al superenamorado pero a veces vuelve a ser el malo de forma poca fluida o todo lo que es contaba de Yukina) pero el caso de Mami parece que ni la misma autora sabía que quería hacer con ella. Empezamos con una Mami que es el estereotipo de chica mala que solo existe para robar a la protagonista el proyecto de novio. De verdad que en un principio parecía optar por la vía de la rival sin más, pero luego intenta relativizarlo (que siempre está bien, de verdad, las rivales malas malísimas la mayoría de veces no tienen sentido) y resulta que la supuesta fachada de niña mona era verdad. Quiero decir, no hay manera de empatizar con un personaje del que te dicen que solo se hace la mona pero luego tiene una personalidad algo distinta si después se olvidan de esa segunda personalidad y solo te la muestran mona. De verdad, pienso en Kurumi de Kimi ni Todoke y joder, eso es una rival bien hecha, se hace la mona para gustar vive con una fachada pero a lo largo de capítulos a parte de caer dicha fachada la conocemos, la comprendemos y la verdad es que acaba cayendo bien, pero nadie niega que tuviera ese punto de inteligencia y que su fachada mona fuera solo eso. En cambio miremos Mami, se supone que es alguien con una cierta estrategia de gustar a su amigo, incluso urde planas con Akira para luego que, se ignora completamente esta parte de su personalidad y resulta que en esencia es una idiota que lloriquea todo el rato y que solo sabe hacerse la mona. ¿Cómo podemos emparejarla con Akira si lo único que hace con él es actuar en esa supuesta fachada? En serio, por estas cosas he llegado a odiar este manga. En fin, sigamos con mi odio un poco más para hablaros del triángulo con esta chica y como se opta por cierto final que hace que en fin, dé un poco de risa. Solo diré que un personaje acaba diciendo que está harto de los triángulos amorosos, ¿y yo? ¿yo no, que os he aguantado 83 capítulos en un impulso masoquista por una parte y sádico pensando en esta reseña? Lo cierto es que en este caso acepto que si se hubiera quedado con alguien es probable que no me lo hubiera creído y hubiera sido absurdo (por el poco desarrollo) pero aún así tenía cierta curiosidad frustrada, pero en fin, no es lo peor del manga...

Resumiendo, entiendo que haya gente que le guste esto (quiero decir siempre hay cosas peores) pero en general no lo recomendaría (ni a mi peor enemigo, vale exagero un poco). A ver, si os gusta mucho el shojo lo podéis leer y a lo mejor hasta os gusta, pero si ya os cuesta con el romance alejaros de esto como la peste. ¡Huid, rápido!

Lo mejor: te puedes reír de lo estúpido y ridículo que es todo, el dibujo, que la protagonista tenga un hobby propio y algo a parte del chico.
Lo peor: todo el resto, las relaciones, los personajes, la idiotez contagiosa, todo es horrible en la historia y en los personajes (solo saco mi ira, tranquilos, exagero un poco, pero solo un poco, que conste).

Hasta aquí mi aburrimiento.

Antes de acabar con este rollo macabeo que os escribo decir que la cuestión de la novela y de que hubiera una historia dentro de la historia (aunque se contara muy poco de ella) me parecía muy interesante y en un principio era lo que más me gustaba de la historia (además que me dio a conocer lo que eran las novelas escritas en el móvil) pero luego la historia hace que odie lo que hacen con las novelas. Al final todo el conflicto es ridículo en cuanto al tema de las novelas y es bastante decepcionante.

jueves, 14 de julio de 2016

Madre Coraje y sus hijos, Bertolt Brecht (libro)

¡Hola! Un libro más en el blog.
Título: Madre Coraje y sus hijos
Título original: Mutter Courage und ihre kinder
Autor/a: Bertolt Brecht
Otros libros del autor/a: El resistible ascenso de Arturo Ui, El círculo de tiza caucasiano
Páginas: 120
Formato original: obra de teatro
Año: 1941

Te gustará si: tienes interés leer el llamado teatro épico, buscas un teatro que no quiera buscar la ilusión, te interesa un teatro con intenciones políticas.
Ni lo intentes si: no te interesa demasiado el teatro en general o las intenciones de Brecht en particular.
Sinopsis
Si bien la obra de Bertolt Brecht (1898-1956) abarca muy diversos géneros, su legado literario ha ejercido una influencia decisiva ante todo en el dominio del teatro. Después de un largo exilio forzado por el régimen nazi, a su regreso a Alemania fundó y dirigió la compañía Berliner Ensemble, donde llevó a la práctica, a través de sus múltiples experiencias innovadoras, su teoría del teatro épico, que postula sustituir la intensidad emocional ligada al teatro tradicional por el alejamiento reflexivo y la observación crítica a través del distanciamiento.(Fragmento de una sinopsis de Alianza Editorial que también incluye otra obra)

Opinión
Vamos a ver creo que he leído bastante mal esta obra, quiero decir lo primero que encuentras o te dicen hablando de Brecht es que no quería que el espectador se emocionara con los personajes de forma que se le obnubilara la capacidad de raciocinio, no lo que quería era que mantuvieran una distancia crítica con lo que veían para que pudieran juzgar lo que estaban viendo y así también la situación en la que vivían. ¿A que no sabéis que es lo primero que ha hecho la idiota de turno que os escribe? Sí, emocionarse con lo que ocurría y no sentirse distanciada con lo que ocurre. Y creo que esto en parte es también culpa de leer el texto y no verlo actuado digo eso porque según tengo entendido el modo de actuar que buscaba Brecht en sus obras era no naturalista en algunos momentos inspirándose también en características del teatro oriental (ya sabéis la importancia de gestos o de expresiones mantenidas como condensación de estados emocionales complejos, vaya yo tampoco sé mucho del tema, como siempre...). En cualquier caso, ya vais sobre aviso que la que os escribe es una experta en leer cosas como no se deben... En fin, ignorando eso lo cierto es que la amargura de la guerra vista desde un punto de vista de supervivientes, no centrándose tanto en sus dramas sino en como, aún en guerra, la gente tiene que ganarse la vida como puede (de verdad, esto es algo que muchas veces se ignora, y da la sensación que por entrar en guerra el mundo se paralice) y a la vez se dice que la obra se plantea las discusiones sobre si el pueblo pinta algo en todo esto para revelarse contra la guerra en sí. Pero en fin, vamos por partes.

Quizás algo que llame la atención de buenas a primeras es la gran distancia temporal en la que se sitúa la obra, sobre todo teniendo en cuenta que es una obra que en parte quiere despertar consciencias sobre el espectador de su poder para cambiar cosas. Como curiosidad antes de entrar en materia decir que el personaje de Madre Coraje se cogió de una novela picaresca de una mujer que iba entre los dos bandos intentando ganar el máximo de dinero. Y sí en esta obra también nos encontramos con esta mujer que parece que lo único que quiere es el beneficio propio, que incluso a veces entra en conflicto con el amor por sus hijos. Supongo que sí, que en parte su egoísmo es deleznable y que por ello no debería ser fácil empatizar con ella pero lo cierto es que no se renuncia hasta cierto punto a darle humanidad. También es verdad que en tanto que el culpable de toda la situación parece ser el capitalismo, o a modo más simple la obsesión por el beneficio personal, en parte se podría entender a Madre Coraje, supongo, hablo desde el desconocimiento, como una víctima del sistema, aunque a la vez sea consciente de ello. En fin, da igual que no me aclaro ni yo y que a estas horas no debería estar escribiendo.
En cualquier caso, lo cierto es que tengo sentimientos muy encontrados con la obra en general y la protagonista por lo que os digo, yo empaticé plenamente en una primera lectura aunque había ciertos elementos que no acababa de entender muy bien de donde salían o que función tenían. Uno de ellos quizás sea mucho más notorio en la puesta en escena como las canciones. Lo cierto es que sí, llega un momento que las tonadillas que parecerían normales en un contexto de ir caminando y de guerra se hacen tan insistentes que llaman la atención sobre sí mismas haciéndolo algo excesivo (aunque sea buscado y no me moleste, aunque ni idea de si se cantará en interpretaciones tanto o qué se cantará, la verdad).
Quizás antes de acabar (apelo a que estoy espesa y en pocas condiciones de escribiros) debería hablaros un poco del final y de Katrin. Lo cierto es que una de las escenas finales con un tambor, que se ve según he leído por ahí es símbolo de más cosas de las que creía pero en ese momento representa un grito de rebeldía contra tantas cosas, de verdad colaría dentro de una obra que quisiera emoción. Sin embargo, tras que lo inevitable ocurra (como ha pasado ya muchas veces) Madre Coraje decide seguir adelante con su carro, a seguir vendiendo. Y sí se le puede acusar de muchas cosas, y entiendo todo eso de que seguir adelante a veces no es en sí mismo una virtud, pero soy lo suficiente idiota para que me emocione, no puedo evitar pensar que no le queda opción, y a mi que cada vez me gustan más las historias sobre personajes que no consiguen hacer nada con sus vidas, y que les quedan poca fe en ningún ideal (si es que tienen alguno) lo cierto es que no puedo evitar sentir compasión y no ser lo que se requería a los espectadores de la obra (en fin, cosas que pasan...).

Resumiendo, he disfrutado de forma totalmente incorrecta de la obra y creo que la he leído de forma tan subjetiva que no se parecerá en nada a lo que realmente es, pero lo cierto es que sí, que empatizo con gente un poco rara y que luego pasa lo que pasa. En fin, creo que aún con todo si os interesa el teatro deberíais leerla porque presenta cuestiones interesantes para el género y en fin, creo que se puede leer bastante bien.

Lo mejor: que te encariñes con personajes cuando no deberías (ya paro), interesante como trata el tema de la guerra donde el causante principal es el afán por el beneficio propio a gran y pequeña escala.
Lo peor: quizás no verla representada para ver de verdad el efecto de distancia.

Hasta aquí mi aburrimiento.

martes, 12 de julio de 2016

Cartagra, the affliction of the soul, Innocent Grey (novela visual)

¡Hola! Nueva novela visual en el blog.
Título: Cartagra the affliction of the soul
Título original: カルタグラ~ツキ狂イノ病~ (Karutagura ~Tsuki Kyoui no Byou)
Significado del título: La aflicción del alma. Sí alguien sabe a qué se refiere Cartagra os agradecería una explicación.
Estudio: Innocent Grey
Guionistas: Iida Kazuhiko
Dibujantes: Sugina Miki
Otras obras del autor: Quartett!, Period
Continuaciones: Kara no Shoujo, PP -Pianissimo- Ayatsuri Ningyou no Rinbu (comparten personajes y escenario, Kara no Shoujo está formada por tres partes aunque la tercera va a salir próximamente)
Formato original: novela visual
Adaptaciones: ova (con contenido hentai)
Extensión aproximada: Media (10-30 horas)
Año: 2005
Idioma: inglés
Contenido Sexual: sí (demasiado, mucho, acabas hasta las narices...)

Te gustará si: te gustan el misterio, no te importa que te interrumpan la historia con escenas de sexo, no te importa que el ritmo sea inconstante.
Ni lo intentes si: odias el sexo como relleno y que no aporta nada, no te gusta que el misterio tarde mucho en arrancar.

Sinopsis
Takashiro Shugo es policía retirado que vive en un prostíbulo sin pagar nada y haciendo trabajitos como detective. Rompiendo con su monotonía le encargarán con un caso de desaparición de una chica con la que tuvo relaciones en el pasado, y al mismo tiempo la ciudad en la que vive se verá conmocionada por una serie de asesinatos desagradables por motivos poco claros.

Opinión
En fin, mi decepción con las novelas visuales este año parece ir en aumento y sin posibilidad de remedio. Que lo que más me haya sorprendido positivamente sea una demo de una que todavía no he tenido la oportunidad de leer entera es bastante deprimente (para los curiosos, The house of Fata Morgana) pero en fin, supongo que este año estoy o muy exigente o teniendo muy mala suerte. En este caso en particular he de reconocer que iba con expectativas un poco altas (quizás siempre sea culpa de esto) por dos motivos uno el dibujo de la compañía que siempre me parece una pasada y el opening que me parece de lo mejor de la obra, de verdad, estoy enamorada (me recuerda a Euphoria, en muchos aspectos). Lo cierto es que mi referencia con esta novela visual es que formaba como una especie de precuela con algunos de personajes compartidos con Kara no Shojo, una novela visual que abandoné en su momento y que como quería volver a leer pensé que lo mejor que podía hacer era empezar por el principio así que nada decidí lanzarme con ello y leerla.

¿Cuál es el motivo de mi decepción? El desaprovechamiento de una historia que aunque no sea una maravilla en una novela convencional, por ejemplo, hubiera ganado el doble. ¿Qué quiero decir con esto? Sencillo, la historia de siempre la novela visual no se atreve a ignorar el sistema de rutas centrándose en cada chica que aparece en el juego y le parece una buena idea poner escenas de sexo contínuamente. Aunque parezca mentira no tengo problemas con las escenas de sexo y entiendo que es algo normal en los eroge (que se llaman erotic games por algo, lo entiendo) la cuestión es que hay una línea muy fina que no debería ser traspasada que creo que incluso debería ser lógica: si las escenas sexuales se vuelven más importante que la historia que quieres contar e incluso entorpecen su llegada al lector, tenemos un problema. Sobre todo si las pones al principio y solo el final del juego te cuenta algo interesante y el misterio de verdad tiene importancia. A ver, voy a ser sincera quizás sea culpa mía por querer leer todas las rutas aunque lo que tiene esta novela visual son más finale que se consideran malos (todos excepto uno) que rutas propiamente dichas en los que lo único que destaca es la escena sexual con la mujer de turno, fin. En cualquier caso, quizás lo mejor sea, entonces, ignorar estas rutas pero aun así me da la sensación que la historia olvida fácilmente lo que estaba haciendo con respecto al misterio y de verdad que solo empieza a serlo de verdad cuando entras en la ruta de Kazuna entrado el final. Y ojo, que no digo que estuviera mal el misterio, más bien al contrario y precisamente por eso me da tanta rabia todo.
Vamos a intentar ir por partes y centrarnos un poco. Quizás mi problema sea con todas las rutas secundarias y el esfuerzo a esas escenas de sexo que hace que todas las relaciones entre personajes sean completamente superficiales. Hay algún tipo de esfuerzo en crear la relación con Rin, incluso tiene algún momento emotivo, pero en general me encuentro con rutas donde todas las mujeres se enamoran del protagonista en dos segundos y el resultado es o trágico o una locura. El final de la hermana es una auténtica ida de la olla que solo puede gustar a quien guste de fetichismos de ese tipo, el de Takako sorprendentemente me encanta por la ambientación que crea pero solo la escena final, la relación con la misma es casi inexistente y otros finales ni los recuerdo de lo irrelevantes que me parecieron. Excepción es el caso de Hatsune que tiene un final bueno y que aún así me parece totalmente prescindible por como la relación entre ellos es desarrollada en pocas líneas (quizás no lleguen a cincuenta, pero aún no estoy tan aburrida como para ponerme a contar esas cosas y bueno supongo que si fuera un escritor decente quizás le sobrarían para contar algo decente).
Aun así, dejando atrás las rutas individuales, la ruta común o los trozos que no se centran en nadie más allá de presentarte las mujeres con las que vas a follar y la base del misterio (muy pocos detalles de hecho, casi ni se llega a investigar) no consigue hacer nada de eso mínimamente de forma decente. Y esa es la base de que esto esté tan mal organizado, que ni me puedo interesar por los personajes que no se ha molestado en presentarme correctamente ni en hacer relaciones fluidas, pero tampoco puedo hacerlo por la historia. De nuevo, quizás sea porque decidí leer todas las rutas antes de la importante, pero cuando llegué a ella ya no me interesaba nada de lo que estaba pasando, estaba hasta las narices de todo el mundo y ni siquiera pensaba en posibles sorpresas que me pudiera deparar la historia o giros argumentales, simplemente sentía indiferencia.
Y en fin, luego acaba llegando la miga de la historia, la ruta de Kazuna aunque empieza sin mucha gracia y para mi tampoco consigue que te creas la relación entre ambos (o quizás yo ya estaba más que asqueada), pero sí llegó un momento en que realmente me metí en las revelaciones pero siempre con la impresión de que la historia había sido desaprovechada en las manos de un escritor completamente incompetente. En cualquier caso, reconozco que tiene algunos giros que aunque puedes imaginarte algunas partes (la cuestión de las gemelas siempre engaña, eso está claro) tiene algunos personajes involucrados que no me esperaba y aunque recuerdo que en su momento tuve algunas dudas sobre si acababa de encajar todo, sigue sin convencerme que involucren al protagonista en todo el follón, por ejemplo, pero no estaba mal pensando del todo. Pero en fin, la cuestión es que sí que encuentro que el misterio tenía interés mi problema es que no me han hecho interesarme por él por culpa de lo mencionado.

La ambientación, esa cosa poco definible y como comodín para apelar a algo sin saber muy bien el que, tiene como la historia problemas y virtudes. Cosas tan simples como el efecto de la nieve que cae ayudan a darle un aire especial a la historia, incluso a momentos se consigue crear una buena atmósfera con el dibujo tan bonito que tiene (de verdad, sobre todo no tanto en personajes como en crear cgs que resultan muy expresivas y que transmiten, a veces, más que el propio texto), la paleta de colores fríos y con la banda sonora que aunque no me llega a parecer increíble sí tiene algunas piezas muy agradables invitan a leer la historia. Incluso el momento histórico y la ciudad colaboran a crear ese estado de ánimo de alguna forma y sin embargo esos esfuerzos se pierden con las nula exploración de los personajes, con la narración y con las pocas ganas de recrearse en ese estado de ánimo.
Antes de decir nada más por favor, ved el opening me parece una de las mejores bazas de la novela visual, de verdad. Por lo menos yo estuve muy obsesionada con la canción. Os dejo también la melodía del menú que creo que está muy bien.

Los personajes son otro de mis problemas, sobre todo voy a hablaros del protagonista y su narración en primera persona que no colaboran tampoco a que pueda gustarme la historia. Quiero decir, el protagonista solo sirve para narrar la historia lo cual puedo entender pero es que no tiene ni un ápice de personalidad, nada. Quizás sea cuestión mía de una lectura poco atenta pero en muy pocas ocasiones puedo pensar en alguna frase o pensamiento que lo hagan un ser humano. Es cierto que de vez en cuando, en interacciones con otros personajes, podemos intuir algo pero la mayoría de veces acaba diciendo o pensando cosas típicas de personaje de eroge (es decir creo recordar alguna broma con alguna chica o algún comentario de ese tipo pero sin mucha gracia y siendo eso más una frase que he leído varias veces en muchos sitios distintos, que algo que le haga ser persona). Por ello, casi todas las chicas de la historia se comen con patatas al protagonista que parece un observador y cumplir con esa fantasía de involucrarse en el mundo de mujeres que todas le hacen caso para que el jugador se proyecte en esa situación.
Para mi, sigue sin tener sentido esas ganas de hacer personajes sin cara (como también es el caso) o sin personalidad para hacer que alguien se proyecte en ellos en una cosa como una novela visual que depende del texto (ya lo he dicho otras veces pero lo que funciona en videojuegos que se basan en la jugabilidad para contar no funciona para una novela visual). Así que nos encontramos con Nana, una detective eficiente, con una personalidad de la que me he quedado con ganas de saber más por su locura implícita dentro de su inteligencia, de verdad me ha parecido muy interesante, quizás uno de los personajes que más me lo ha parecido, teniendo una relevancia esca. Touji también me ha parecido agradable, de acuerdo no deja de ser el estereotipo de mujer luchadora que en el fondo es una tsundere, y con el poco desarrollo que tiene se queda en eso pero prometía, como tantas otras cosas de la novela visual. Lo mismo con Rin, que parecía que iba a tener algo de interés y todo acaba muy rápido. Hatsune en cambio, quizás porque de buenas a primeras no sea muy receptiva con este tipo de personalidad y por el poco desarrollo no me ha dicho nada y más su final tan edulcorado y absurdo teniendo en cuenta lo poco que había pasado. Incluso Kazuna me parecía algo simpática pero me ha dado la sensación de llegar a conocerla lo que esperaría en una ruta común y que nunca se llega a saber nada más de ella, de verdad, quizás sea yo que estoy cascarrabias, pero me resulta todo muy decepcionante...

Resumiendo, Cartagra ha sido una decepción bastante gorda por como, por una parte tenía expectativas altas y por otra porque el apartado gráfico y sonoro de la misma (y toda la cuestión de la ambientación que comentaba antes) pone el listón muy alto para que luego vengan un montón de finales cortos y escenas sexuales que no tienen sentido y que arruinan por completo la atmósfera que se había creando haciendo que para cuando llega la parte más interesante de la historia ya no puedas interesarte ni por la historia ni por los personajes. De acuerdo, exagero, creo que si sois capaces de ignorar lo mal estructurado que está el juego (como las rutas dañan más al juego que otra cosa y pierde el interés del lector, como se da más importancia a escenas sexuales que a desarrollar relaciones creíbles en los personajes...) creo que el misterio podéis disfrutarlo bastante, eso sí no os fijéis mucho en los detalles.

Lo mejor: las revelaciones finales, el dibujo y la música, la ambientación que crean
Lo peor: que el ritmo sea muy malo, que las escenas sexuales y la ruta frustren al lector más que aportar, los personajes que no se desarrollan.

Hasta aquí mi aburrimiento.

En fin, como la coña de internet me ha hecho mucha gracia y coincido en parte os diré que el mejor personaje es en realidad el vendedor de Takoyaki. No, ahora un poco más en serio, este señor es relevante en las opciones del juego, tiene algo de siniestro pero puedes empatizar con él en cierto momento y es más carismático que varios personajes. A mi me da la sensación que querían darle más papel y se quedaron a medias con el personaje, porque sino no entiendo como es capaz de malgastar tiempo para crear un secundario (muy secundario) tan memorable cuando todo lo demás está tan poco desarrollado...

viernes, 8 de julio de 2016

Seis personajes en busca de autor, Luigi Pirandello (libro)

¡Otra obra de teatro más en el blog!
Título: Seis personajes en busca de autor
Título original: Sei personaggi in cerca d'autore
Autor/a: Luigi Pirandello
Otros libros del autor/a: Cada uno a su manera, Esta noche se improvisa (ambas hacen una trilogía con Seis personajes en busca de autor)
Páginas: 160
Formato original: teatro
Año: 1921
Adaptaciones: varias películas

Te gustará si: tienes interés en el teatro experimental y que es consciente de ser teatro y juega con sus propios elementos.
Ni lo intentes si: quieres una historia convencional, no te acaba de convencer una obra de teatro donde se reflexione sobre el mismo teatro.
Sinopsis
Esta obra de Pirandello es un hábil drama, a la vez teórico y empírico, que trata sobre los elementos de la moderna dramaturgia enfocados desde nuevas perspectivas.: el autor, el director de la compañía, la construcción del texto escrito y su concordancia con el texto escénico, la actitud de los autores, la manera de llevar los ensayos, la representación, el tinglado escénico, en fin, lo limites del teatro. La realidad, libertad e individualismo de los personajes, que reivindican su autonomía como trasunto de la agonía vital de los seres humanos, son vistos como un juego teatral pero sin dejar de ser, trágicamente, metafísico. (sinopsis de editorial Edaf)

Opinión
Ya solo quedan dos obras de teatro así que nada esto ya se acaba (por lo menos esta tanda interminable de teatro). Que de verdad, me ha gustado leer y encuentras cosas muy interesantes pero lamentablemente se lee todo muy rápido y se me acumulan las reseñas (y no quiero contaros mi vida de reseñadora estresada pero aún no he empezado con los animes de primavera ni acabado los de invierno, lloro). En fin, dramas personales a parte, lo cierto es que conocía el título de la obra antes de leerla y me había llamado mucho la atención porque todo lo que tenga algo metaliterario de buenas a primeras capta mi interés. Además creo que todo el mundo puede por lo menos sonreír o cuestionarse cosas solo pensando en la idea de seis personajes que están buscando un autor. En cualquier caso, me ha parecido bastante interesante la obra de teatro.

Algo que ya llama la atención de la obra es la situación en la que se inicia, es decir un ensayo de una obra que no vamos a ver rompiendo la inmersión del espectador en lo que le puedan contar porque cualquiera se extraña de ver el escenario como si estuviera a medias en la preparación y un actor que se declara como el director y que está hablando a unos actores sobre su papel y como lo deben interpretar. Además que el autor incluso se llega a poner a sí mismo dentro de la obra como el autor de la obra ficticia que están en proceso de ensayar y encima se critica a sí mismo poniendo en boca del director que es un mal autor (¿no es eso bonito? En serio, a mi estas cosas me gustan bastante). Y la guinda viene cuando aparecen por la sala los seis personajes como si nada y se plantan en el escenario a reclamar su historia, de verdad que el concepto me encanta y es de esas obras que me gustaría ver representadas (a ver el teatro siempre tiene un grado más de interés si lo ves representado, pero esta en especial me encantaría verla) porque tiene que ser una pasada. En cualquier caso lo cierto es que luego cuentan un culebrón que no recuerdo del todo por mi falta de memoria, pero es interesante por como se da esa idea de dejar en un segundo lugar la historia y que verdaderamente lo que suceda en escena no es que actúen lo que les pasó (o pasa) sino que lo cuentan e incluso después el director quiere que representen lo que les están contando los actores profesionales. De eso se deriva el conflicto que se produce entre actores y personajes que es teatro dentro de teatro en estado puro. Además de detalles como que el director preparando la escena diga que tiene que caer el telón después del parlamento de un personaje cuando la representen “de verdad” y que vaya el tramoyista y piense que lo tiene que hacer en ese momento, lo haga y dé final a una escena aunque a la vez el supuesto director se queje del error me parecen una genialidad. De verdad, tiene unos juegos de realidad y ficción que son lo suficiente enrevesados para preguntarte en qué dimensión está pasando todo esto y hace que sea una obra muy compleja en ese sentido y que dé que pensar y se disfrute por eso, por el lío de realidades.
Sobre como está escrita llama mucho la atención la cantidad de acotaciones enorme dejando por lo menos muy clara la interpretación que quería el autor. Esto es interesante porque en fin, luego el teatro tiene algo muy especial que es que en cada puesta en escena el director, con más o menos gracia, le aporta algo (intentando disimulándolo y ciñéndose lo máximo que puede al texto o por lo contrario experimentado nuevos sentidos para la obra) pero en este caso al estar tan indicado dan ganas de ver una versión que la siga al pie de la letra, aunque las innovaciones después también pueden estar bien (viva las contradicciones, bien).
Otro tema de la interpretación es como el efecto de realidad se consigue de forma que muchas veces se contradice con la verdad que defienden los actores de forma bastante curiosa. Es interesante por la reflexión que aporta sobre el mismo teatro hablando precisamente de las formas que ha adoptado el teatro para crear una realidad y que se han, de alguna forma, institucionalizado con una ideología que solo permite mostrar aquello que le interesante ignorando otros asuntos de la realidad.
Incluso el final con cierto hecho da aún más pie a pensar en las diferencias de la realidad y la ficción y el problema que puede suponer hacer ciertas cosas en un ámbito de supuesta ficcionalidad. En fin, cosas mías aunque supongo que cualquiera puede tener sus reflexiones al respecto. Aunque el último parlamento que acaba diciendo el director en relación a lo que ha ocurrido, trivializa la cuestión como una pérdida de tiempo, que en el fondo también podría decirlo mucha gente que se base en la utilidad como principio básico para calificar cosas, sigue dejando con libertad para pensar sobre ello.

Resumiendo, la obra plantea en ella misma un montón de cuestiones sobre el teatro y la ficción así que de verdad que es un texto que me ha parecido muy interesante y que si os interesan mínimamente estas cuestiones creo que necesitáis leerlo aunque no lo sepáis todavía. De verdad, se lee rápido por ser teatro y vale mucho la pena, aunque sé que a veces da pereza leer el género porque por lo menos yo no acabo de entrar tanto como en la novela y por dar la sensación que pierde al no verlo representado, yo os la recomiendo para una tarde en que no sepáis que hacer.

Lo mejor: el juego de ficción y realidad, toda la reflexión sobre el teatro que tiene.
Lo peor: no sé, quizás no verla actuada que debe causar más impacto todavía.

Hasta aquí mi aburrimiento.