martes, 5 de julio de 2016

Ubú rey, Alfred Jarry (libro)

Nuevo libro en el blog!
Título: Ubú rey
Título original: Ubu roi
Autor/a: Alfred Jarry
Otros libros del autor/a: El supermacho, novela moderna, Gestas y opiniones del doctor Faustroll, patafísico
Páginas: 92
Formato original: obra de teatro
Año: 1896

Te gustará si: tienes interés en leer una sátira con elementos absurdos sobre el abuso del poder y las figuras dictatoriales.
Ni lo intentes si: no te gusta demasiado el humor algo oscuro, no te gusta las obras de teatro cercanas al llamado teatro del absurdo.

Sinopsis
Ubú rey (1896) supone, desde la perspectiva de la modernidad, un comienzo absoluto y una de las primeras brechas abiertas en la concepción tradicional del teatro. El absurdo, lo irracional o irrisorio están presentes en esta obra. Su protagonista, el innoble y grotesco Ubú, va directo al corazón de la conciencia burguesa y todavía hoy la escandaliza en sus numerosas representaciones y adaptaciones. Ubú rey es una obra imprescindible en el teatro moderno por su permanente actualidad. La última adaptación en España acaba de hacerla Albert Boadella con Ubú president. (sinopsis de una edición de Cátedra)
Opinión
He de reconocer que aquí os traigo otra obra que tras leerla me quedé un poco flipando. Quizás no al nivel de la anterior (La sonata de los espectros) que de verdad no tenía ni idea de por donde cogerla pero si me daba la sensación de estar leyendo una parodia de algo sin referentes. Y aunque había trozos que podía entender y alguna escena que me hizo gracia, en general me quedé un poco fría por como no había entendido casi nada. La verdad es que después te dicen que en parte tiene varias referencias a Macbeth (quitándole todo lo “noble” y basándose en las partes más desagradables del ser humano) y bueno te lo plantean en la línea del teatro de la crueldad y del absurdo (que, de nuevo en este caso no es tan absurdo como lo podría parecer en un principio) y hasta le he podido encontrar algo de gracia.

En cualquier caso algo que me gusta bastante de la obra es ese tono humorístico que tuvieron después buena parte de las vanguardias que eran conscientes de no poder escapar de la tradición pero a la vez permitirse reírse a gusto a su costa. En fin, esta obra es algo anterior a estos movimientos pero es a menudo relacionada con ellos como una predecesora también en esas intenciones de juguetear con la tradición (ahí el mítico el que menea la pera para Shakespeare que una vez lo oyes no te lo quitas de la cabeza, de verdad o por lo menos a mi estas cosas me hacen gracia). En ese sentido como decía antes en parte se basa en el argumento de Macbeth matando al rey para apoderarse del poder además de influenciado por su “esposa”. Pero a parte de las referencias en este caso vemos un aprovechar la posición de poder para enriquecerse a costa de los demás (vamos lo que haría si yo gobernara y me importara una mierda todo, subir impuestos, no yo tiraría más por la anarquía). Así que sí al final todo el mundo acaba hasta las narices de Ubú que solo sabe comer y huir cuando hay problemas.
En fin, estoy espesa, para variar así que pasamos a otro tema. Algo muy curioso y digno de comentar es el lenguaje de la obra. Empieza con un “mierdra”, y no, no he puesto una erre de más por error, sino que toda la obra usa una mezcla de lenguaje entre expresiones vulgares, otras inventadas creando palabras propias como la patafísica además también de vez en cuando uniéndolo a formas arcaicas. Se supone que la obra salió en un principio en un ambiente estudiantil para burlarse de un profesor (que lo representaron con la figura de Ubú) y a veces, por lo menos a mi, sí me daba la sensación de bromas internas que al espectador/lector le cuesta un poco seguir a que se refiere. Sobre todo si eres cortito como yo y no te enteras, si no te lo cuentan, que el velón verde por el que se cansa de jurar el personaje que da título a la obra es un moco. Si, muy obvio cuando te lo dicen pero no hace que me sienta menos idiota...

Algo que también es digno de mención es la deshumanización a la que se empieza a tender en esa época y como vemos esto en Ubú, el protagonista que es representado de una forma grotesca y que las ilustraciones, hechas por el propio autor lo hacen como si fuera una especie de marioneta grande. Esto es interesante por como algunas representaciones han optado por seguir este modelo y plasmar a Ubú como una especie de monigote pero como en toda obra de teatro se han hecho interpretaciones muy diversas. De hecho lo cierto es que no era tan consciente de la cantidad de maneras que pueden interpretarse una sola obra y como de alguna manera el teatro al ponerse en escena es cuando te das cuenta que las obras siguen interesando a gente que las interpreta o pone de relieve distintos aspectos de ella. Y lo cierto es que Ubú rey (que el título también se relaciona a veces con Edipo rey) por el tema que trata del abuso de poder ha sido usada para denunciar situaciones o momentos muy distintos.

En fin, no voy a extenderme más aunque esté llevando una tónica de reseñas cortas que supongo que dentro de poco romperé para volverme a enrollar como hago de costumbre. Lo cierto es que creo que tras conocer más datos sobre la obra entiendo el valor que se la ha dado y tiene algunos momentos bastante divertidos (recuerdo que se ponía a rezar y como decía que había sido gracias a él que todo había salido bien, en fin, no me acuerdo del todo porque mi memoria se ha perdido para no ser encontrada jamás...). Además de ser interesante como crítica al poder absolutista y por sus elementos que la hacen una obra muy moderna. En fin que sabré yo en el fondo, si os interesan este tipo de obras, no está mal pero desde luego no es para todo el mundo.

Lo mejor: originalidad, burlarse de la tradición, humor, sátira.
Lo peor: a veces da la sensación de estar oyendo bromas de las que te falta el referente para entenderlas

Hasta aquí mi aburrimiento.

No hay comentarios:

Publicar un comentario